Saltear al contenido principal

Dono un 30% de mi tiempo y mi dinero para pensar, crear, mantener y coordinar proyectos e investigaciones por la paz. Que solamente son posibles, no obstante, gracias a muchísimas personas que de manera voluntaria coordinan, confían o colaboran con mi trabajo, generando y construyendo discursos y recursos contra las violencias, las desigualdades, la pobreza y la falta de oportunidades. Buscando alternativas prácticas e inteligentes, en el arte, las humanidades y la literatura, para poder ser, con dignidad, precisión y libertad, quienes somos y quienes tenemos derecho a ser.